Sobre mí

viernes, 23 de marzo de 2012

Batman, Sócrates y la sonrisa de mamá

Yo tenía un profesor de ética bastante peculiar. En vez de intentar hacer una demostración metafísica del bien, se contentaba con decir: "La primera experiencia del bien que tiene un ser humano es la sonrisa de su madre; si un niño no ve sonreír a su madre, no sabrá lo que es el bien y, por tanto, sobran las demostraciones".
Nos reíamos de él; pero, con el tiempo, cada vez más le doy la razón. El bien siempre se manifiesta en lo concreto; y la primera y más importante experiencia del bien es el amor de nuestra madre, manifestado en una sonrisa.
Una de las grandes tareas de la educación consiste en descubrir el bien objetivo. Es una labor clave, porque aquello que vemos como bueno nos atrae, nos reclama. Al sentirnos atraídos nos movemos a actuar para conseguir ese bien que hemos visto. Y es nuestro actuar el que nos construye como personas, es decir, el que nos hace malas o buenas personas. Si no, que se lo pregunten a Batman...

Ya Sócrates (470 aC – 399 aC) en sus tiempos decía algo parecido: El ser humano solo se mueve por el bien; y, si hace el mal, es porque lo ve como un bien. 

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¿La ciencia de la vida sabe lo que estudia?

Sentía curiosidad por saber cómo definía la vida ni más ni menos que la ciencia de ídem, es decir, la biología. Y encontré lo siguiente e...